El mariscal de campo Josh Allen lanzó este lunes para cuatro touchdowns

El mariscal de campo Josh Allen lanzó este lunes para cuatro touchdowns mientras los Buffalo Bills mantuvieron su comienzo invicto de la temporada con una victoria de 41-7 sobre los Tennessee Titans en partido del Monday Night de la NFL. Allen estuvo en su mejor momento en una victoria enfática para Buffalo, al terminar con 317 yardas aéreas al completar 26 de 38 pases. Fue la segunda victoria para Buffalo, que abrió la temporada con una paliza al actual campeón del Super Bowl, Los Angeles Rams, a principios de este mes. Pero la victoria de los Bills estuvo teñida de preocupación luego de una espantosa lesión en la primera mitad del esquinero Dane Jackson, quien fue sacado del campo antes de ser llevado al hospital con una lesión en el cuello. El Highmark Stadium de Buffalo quedó en un estado de ánimo apagado poco antes del medio tiempo después de que Jackson se vio involucrado en una peligrosa colisión accidental con su compañero de equipo Tremaine Edmunds. La cabeza de Jackson fue golpeada hacia atrás violentamente después de que Edmunds se lanzara en una jugada. Los Bills luego revelaron que Jackson estaba siendo evaluado en el hospital, pero informaron que el defensivo tenía movimiento completo en sus extremidades. Los Bills habían tomado la delantera con la serie inicial del juego cuando Allen encontró a Reggie Gilliam con un pase corto para coronar una serie de 14 jugadas y 75 yardas. Los Titans respondieron con un touchodwn cuando el corredor Derrick Henry disparó desde corta distancia al final del primer cuarto. Sin embargo, los Bills se hicieron cargo a partir de entonces, ganando 10-7 con un gol de campo de 49 yardas del pateador Tyler Bass antes de que Allen conectara con Stefon Diggs con una recepción de touchdown de cuatro yardas para aumentar la ventaja a 17-7 después del punto extra. El eje formado por Allen-Diggs produjo otro touchdown a principios del cuarto, con Allen lanzando un pase de 46 yardas para encontrar al receptor de Bills para su segundo touchdown de la noche. Otro gol de campo de Bass estiró la ventaja de Buffalo a 27-7 a la mitad del tercer cuarto antes de que Allen y Diggs se combinaran una vez más para su tercer touchdown y poner la pizarra 34-7 a su favor. Posteriormente, el receptor Matt Milano interceptó un pase de de 43 yardas del mariscal Ryan Tannehill (Titans) para sellar la pizarra a 41-7.
Artículo Anterior Artículo Siguiente