El Mariscal de Campo aún no cuenta con la respuesta

Deshaun Watson, quarterback de los Café de Cleveland, volvió a los entrenamientos de cara a la Temporada 2022-23; no obstante, se mantiene a la espera de la resolución sobre una posible suspensión por parte de la NFL tras violar la política de conducta personal del reglamento. El Mariscal de Campo aún no cuenta con la respuesta sobre su posible derogación de la liga profesional de futbol americano. Watson fue acusado de acoso sexual durante su estadía en el conjunto de Texanos de Houston. El QB fue señalado por al menos dos docenas de masajistas en Texas de conducta sexual inapropiada, y el tres veces jugador de Pro Bowl enfrenta un posible castigo por parte de la oficial disciplinaria de la liga, Sue L. Robinson. Pese a las señalizaciones, Deshaun se preparó junto al resto de sus compañeros. Aunque el fallo dictamine que Watson debe ser suspendido de la NFL, este aún podrá entrenar con regularidad. Los Cafés de Cleveland desembolsaron 230 millones de dólares al hacerse de los servicios de Deshaun Watson y desde marzo del presente año no tienen certeza si podrá participar en la próxima temporada de la NFL.
Artículo Anterior Artículo Siguiente